Conflicto en Puno: la Internet como fuente


Puno es uno de los departamentos peruanos con más afluencia turística en la parte sur del Perú. También es uno de los lugares donde los niños fallecen a causa de las bajas temperaturas y la poca protección que tienen para luchar contra ellas, razón por la que en Lima nos acordamos de ellos cuando comienzan las campañas de donaciones de ropa y otros víveres. Ayer, las redacciones y producciones de varios medios de comunicación abordaron las protestas que vienen sucediendo en Puno desde hace 16 días (hoy inclusive), dando datos sobre las pérdidas económicas, la paralización total de las actividades, el bloqueo de carreteras y, como no podían faltar, las siempre penosas declaraciones de nuestro saliente presidente de la República. ¿El motivo? La paralización total de todas las concesiones mineras. Sí, nuevamente nos enfrentamos a la lucha de nunca acabar entre la competencia privada y la ciudadanía.

“Estamos esperando que pasen las elecciones porque (el paro) tiene un tufillo electoral claro, y lo que están buscando unas malas personas es que haya alguna víctima o muertos y, de esa manera, generar una situación electoral para el domingo 5”.

Alan García Pérez. Tomado de Perú21. Nota completa y video aquí

“Si ellos no están de acuerdo con una ley que planteen su propuesta al Parlamento (sic), que todavía existe”

Alan García Pérez, otra vez. Tomado de La República. Nota completa y video aquí.

Mientras tanto, en Internet la información viene de todas partes y hecha para todos los gustos. El día comenzó con la columna del periodista Javier Torres, “Puno: un conflicto anunciado”, en Diario16. Da una descripción de rápida y ordenada lectura, ahondando lo mejor posible en el tema en tan pocas líneas (es la tortura a veces limitante del periodismo escrito), y deja en claro que las presiones de los puneños sobre este tema han decantado en que el Presidente Regional se haya visto obligado a firmar “una ordenanza contra la minería que a todas luces es anticonstitucional, ya que invade las competencias del gobierno nacional”.

Al margen la inconstitucionalidad del pedido, hay que observar el otro ángulo de este asunto. Puno ha venido haciendo una serie de reclamos desde hace muchísimo tiempo contra el proyecto minero Santa Ana, específicamente desde el 2008, cuando ciudadanos de Huacullani intentaron tomar las instalaciones del campamento minero de la compañía canadiense Bear Creek, que cuenta con autorización del Ministerio de Energía y Minas para dicha instalación. Esta nota de El Comercio explica, brevemente, lo sucedido.

En lugares como La Mula podemos encontrar posts destacados que nos explican la situación actual de este conflicto. El periodista Manuel Igreda (@elmejormanuel) nos trae el post “Atención gobierno. Paro en Puno es multitudinario”, que incluye un video bastante alarmante:

Por otro lado, el sitio web Noticias Ser (@noticiasser) también provee información actualizada sobre las negociaciones que se están llevando acabo. La última nota que han publicado se refiere al establecimiento de una agenda planteada por las autoridades de Puno, luego de una larga jornada de negociación en la que también participó la Defensoría del Pueblo. Estos fueron los acuerdos alcanzados hasta la tarde de ayer:

Propuestas:

De momento se han consignado tres puntos, dos planteadas por el alcalde de la provincia de Chucuito y uno por el alcalde de la provincia de Yunguyo.

1.- La derogatoria del Decreto Supremo 083 – 2007.

2.-La cancelación definitiva de las concesiones mineras de la zona sur en la región de Puno.

3.- La aprobación del área natural protegida, reserva paisajista, agroecológica, hídrica y eco turística del Apu Khapia.

Los tres pedidos requieren de tres decretos supremos.

En el caso de Chucuito, los dos primeros puntos  ya ha sido presentados y documentados en la primera reunión que se tuvo con la comisión de Alto Nivel.

Cabe señalar que la mayoría de los participantes han exigido que se retome el diálogo con  los ministros y no con los viceministros, debido a que dicha comisión no logró solucionar el problema y por ello ya no confían en ellos.

Nota completa aquí

Bear Creek y el proyecto minero Santa Ana

Sucede que Bear Creek Mining Corporation es una minera canadiense con presencia en el Perú desde 1999, y ha venido gestionando la aprobación de su Evaluación Ambiental desde el 2008 para el proyecto en cuestión. En su página web se puede leer la descripción del proyecto Santa Ana, pero solamente en inglés. Primer strike!

Ahí explican la importancia de terminar con el desarrollo planeado para Santa Ana hasta el 2012 y así poder convertirse en un productor anual de 20 millones de onzas de plata, incluyendo la producción del depósito del proyecto Corani para el año 2014. Asimismo, indican que las reservas comprobadas y probables aumentarían las reservas de plata de la compañía a más de 321 millones de onzas. Considerando que el precio de la plata está casi $40 dólares, lo que está en juego es poco más de 12 mil millones de dólares… nada de poca cosa eh.

Buscando como aguja en un pajar, encontré algunos documentos medianamente importantes para saber qué ha estado sucediendo entre tanto estudio ambiental y modificaciones. En el resumen ejecutivo de la Evaluación Ambiental (EA) Categoría C, que fue presentado al Ministerio de Energía y Minas (MEM) y aprobado en el 2007, se indica que la exploración no incluirá la rehabilitación de pasivos ambientales que no sean resultado de las instalaciones realizadas para esta etapa.

Todo bien hasta ahí, ya que nuestro querido Estado cuenta con el Fondo Nacional del Ambiente (FONAM) y, como lo explican acá, la Ley N° 28271 obliga al Estado a “asumir progresivamente los pasivos ambientales en abandono de los titulares no identificados o de aquellos que cancelen su derecho a concesión minera”. ¿Alguien se ha preguntado en lo absoluto cómo va el avance “progresivo” de este asunto? Hay que recordar que la minería es una práctica milenaria en este país, y desde la modernización de la misma, por allá en los años 20, hasta recién el primer gobierno de Fujimori, a nadie le importa un bledo los estudios ambientales. ¿Cuánto pasivo ambiental estará pendiente para rehabilitar?

En el capítulo de Impactos Ambientales de la EA, todo es catalogado como “mínimo”, “leve”, “no debería ser negativo”, “riesgos bajos”, etc. También se indica que no habrá impacto en el recurso hídrico porque todas las “actividades de exploración […] están ubicados a más 50 metros de cualquier curso de agua”. Quién sabe, tal vez así como se mide el impacto ambiental. A este documento le sigue una modificatoria y luego un estudio de impacto ambiental, al cual también le sigue una modificación y luego otra (acá como que uno se va perdiendo).

Lo último que se supo de la última versión del Estudio de Impacto Ambiental es que fue presentando –según esta nota de prensa del MEM— en Audiencia Pública, y se contó con la asistencia de autoridades distritales y comunales. La presentación incluso fue interpretada al Aymara. Se supone que la comunidad puneña tenía 30 días calendarios para hacer llegar sus observaciones a la instancia correspondiente del MEM. ¿Qué dijeron, qué pasó al final de ese plazo? No ha salido publicada ni una palabra de eso en los medios.

Finalmente, oh sorpresa, sale el MEM a aclararnos de que no basta con la presentación del EIA en Audiencia Pública para que se comience con las actividades mineras, puesto que Bear Creek aún no cuenta con el EIA aprobado. No bastó esta noticia para detener la ya anunciada paralización de la región. El presidente regional de Puno, Mauricio Rodríguez, solo atinó a decir que hay mucha desinformación al respecto. Too little too late.

El pedido de los manifestantes puneños

En pocas palabras, lo que circula en Lima es que la demanda principal es la paralización de todas las concesiones mineras, pero hay más. Esperando que este pronunciamiento realmente refleje el sentir de los manifestantes y no sea un estandarte más de los intereses de particulares, ésto sería el resumen lo que se está pidiendo al Estado:

Gracias a la oportuna entrevista que le hizo la blogger Dánae Rivadeneyra (La Mula) a Aldo Santos (@santosaldo) –periodista de Noticias Ser– tenemos este video:

Cuatro horas antes de la publicación de este post, la Coordinadora Nacional de Radio publicó una nota esperanzadora:

Pobladores del sur esperan retomar diálogo con comisión de alto nivel que debe retornar hoy

Tenemos, entonces, una gran movilización de personas pidiendo lo imposible (hay que ser realistas… Este depósito le pertence 100% a Bear Creek y no se van a ir) y una cobertura periodística que se concentra principalmente en mostrar las imágenes de la desoladora ciudad puneña y consultar a los voceros oficiales sobre la situación. No sé si escuchar algún vocero de los manifestantes sea mucho pedir (a menos que no exista ninguno), o incluso los representantes del MEM y esas “autoridades distritales y comunales” (desconocidos aquí) que estuvieron presentes en esa Audiencia Pública sería mucho pedir. Incluso me gustaría escuchar la posición de Bear Creek, puesto que es su depósito y su relación con esta región (y sus mil millones en ganancias) lo que está en juego.

Reducir todo el ámbito social y económico de esta manifestación a un solo aspecto político (en un claro intento de desviar a la opinión pública) y catalogar a TODOS los que protestan como una turba humalista, de gente bruta y violenta (como ya lo he leído en algunos comentarios de varias webs de noticias) es el resultado de contar con tan poca información sobre este tema.

Es cierto que hay un componente político, pero usar eso como excusa para pasarle este rollo al siguiente gobierno es realmente un insulto a la gestión pública que el Estado debe haber definido ya hace mucho tiempo sobre estos asuntos. Asimismo, que la ciudadanía desconozca (o quiera pasar por alto) la existencia una normativa que hará ciertas demandas completamente inviables también será causante de negociaciones donde no se presenten soluciones alternativas.

Con la esperanza de que alguna vez dejemos de reducir todo lo que vemos a ciertos esquemas psicológicos citadinos, es que hago este post. A sacar conclusiones por uno mismo.

2 pensamientos en “Conflicto en Puno: la Internet como fuente

  1. Pingback: La mirada peruana y extranjera de la violencia en Puno « Con y Contra todos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s